Noticias HC

Las alergias estacionales, sus síntomas y como prevenirlos y/o combartirlos

¿Qué son las alergias estacionales?

Las alergias estacionales, también llamadas “fiebre del heno”, son un grupo de padecimientos que pueden causar estornudos, congestión o escurrimiento nasal, y cuyos síntomas aparecen sólo en determinados momentos del año.La mayoría de las alergias son causadas por:

 

  • El polen proveniente de árboles, pastos o malezas
  • Esporas de moho, que crecen cuando el tiempo está húmedo o lluvioso

 

Normalmente, las personas respiran estas sustancias sin problema, pero cuando se tiene una alergia estacional, el sistema inmunitario actúa como si la sustancia fuera dañina para el cuerpo y por eso se producen síntomas.

 

Alergias estacionales

 

Las primeras reacciones de alergias estacionales suelen aparecer  cuando los pacientes  son niños o adultos jóvenes, aunque esto no quiere decir que no puedan aparecer más tarde a lo largo de la vida.

 

Las alergias estacionales duran toda la vida, aunque los síntomas pueden empeorar o mejorar con el  paso del tiempo.

 

¿Cuáles son los síntomas de las alergias estacionales?

Los síntomas de las alergias estacionales son:

 

– Estornudes repetidos, congestión o escurrimiento nasal.

– Prurito (picazón) en los ojos u ojos rojos.

– Dolor o prurito en la garganta o los oídos.

– Alteraciones del sueño, lo cual puede producir sensación de cansancio durante el día.

 

¿Existe alguna prueba para detectar las alergias estacionales?

Comentando con su médico los síntomas que presenta y tras una exploración minuciosa, podrá decidir si es oportuno realizarle más pruebas.

 

Una de estas pruebas consiste en aplicar sobre la piel una gota de la sustancia a la que tal vez sea alérgico y un pequeño pinchazo en la misma localización. Luego, se observa cómo reacciona su piel para ver si se enrojece o se vuelve irregular.

 

¿Cómo se tratan las alergias estacionales?

Para ayudar a reducir los síntomas de las alergias estacionales se suelen usar uno o varios de los siguientes tratamientos:

 

Lavado nasal: Lavarse la nariz con agua salada limpia su interior y sirve para eliminar el polen y reducir la reacción alérgica al mismo.

 

Spray nasal con esteroides: Reducen la reacción inflamatoria nasal que producen los alérgenos (sustancias que provocan alergia). Sólo deben usarse bajo indicación médica y durante un tiempo limitado pues pueden provocar sequedad de la mucosa nasal y adicción.

 

Antihistamínicos: Estas medicinas ayudan a detener los síntomas de prurito (picor), estornudos y goteo nasal.  El principal efecto adverso de estos medicamentos es el cansancio aunque los de última generación suelen causar menos somnolencia que las formulaciones más antiguas.

 

Descongestivos: Si bien estas medicinas pueden reducir los síntomas de la congestión nasal están contraindicadas en diversas patologías (están, por ejemplo, contraindicadas en  las personas con presión arterial alta). Además, estos sprays nasales descongestivos no deben usarse más de 3 días seguidos ya que su uso prolongado puede  producir un efecto rebote y empeorar los síntomas.

 

Vacunas antialérgicas: En algunos casos más graves, crónicos o incapacitantes, el médico alergólogo puede proponer la aplicación (1 a 4 veces /semana) de vacunas contra las alergias. Estas contienen pequeñas cantidades de alérgenos que, al entrar repetidamente en contacto con el cuerpo obligan a éste a no reconocerlo como peligroso y por ende a no reaccionar contra él.

 

Este tratamiento reduce los síntomas en muchas personas, pero puede tardar meses en hacer efecto.

 

Píldoras antialérgicas (sublinguales): Para algunos tipos de alergias al polen, existen píldoras que funcionan de manera muy similar a las vacunas antialérgicas. Están hechas para disolverse debajo de la lengua y se toman todos los días durante varios meses del año.

 

¿Se pueden prevenir los síntomas de las alergias  estacionales?

Si siente síntomas todos los años en la misma época, puede prevenirlos tomando su medicina una o dos semanas antes de esa época del año.

 

También puede prevenir los síntomas si evita las cosas que le producen alergia, por ejemplo, las personas alérgicas al polen pueden:

 

– Cerrar las ventanas de la casa y el coche y usar aire acondicionado.

 

– Ducharse antes de acostarse para quitar el polen de la piel y del cabello.

 

– Usar una máscara antipolvo si necesitan estar al aire libre y los síntomas son muy floridos debido a la contaminación.

 

Recuerde que, para el adecuado manejo de esta patología es recomendable tener el seguimiento de su médico.

 

Dra. Berenice Ibarra

Dra. Berenice Ibarra
Especialista en Medicina de Familia en HC Marbella

 

 

mayo 9, 2017

 

FacebooktwitterpinterestlinkedinFacebooktwitterpinterestlinkedin

 

 

Leer otras noticias

Tfno.: +34 952 908 628

952908898 Oncología
951829978 Diagnóstico por imagen
951829947 Ginecología
952908897 Fertilidad
951829947 Fisioterapia

 


Escríbanos






¿Desea recibir información de nuestro centro? *

captcha

 

 

Atención especializada

Atención al paciente

Profesionales HC

Suscríbase a nuestro newsletter

Suscribirse