Oftalmología Marbella
Oftalmología Marbella

Moscas volantes

moscas volantes ojo
 

Las moscas volantes o miodesopsias son pequeñas opacidades con diferentes formas que obstaculizan la visión. Su origen está en la aparición de condensaciones o grumos en el humor vítreo, una sustancia parecida a la clara del huevo que con el paso del tiempo se licúa, pierde homogeneidad y transparencia, lo que en algunos casos como en la miopía, ocurre de forma bastante precoz.

 

Las moscas volantes o miodesopsias son pequeñas opacidades con diferentes formas que obstaculizan la visión. Su origen está en la aparición de condensaciones o grumos en el humor vítreo, una sustancia parecida a la clara del huevo que con el paso del tiempo se licúa, pierde homogeneidad y transparencia, lo que en algunos casos como en la miopía, ocurre de forma bastante precoz.

 

Las mideosopsias o moscas volantes no suelen ser relevantes y la mayoría de los pacientes acaban tolerándolas bien. No obstante, es conveniente que se consulte de forma rápida con un especialista ante su aparición brusca, ya que pueden estar asociadas a patologías oculares como el desprendimiento de vítreo, y algunas más graves como el desprendimiento de retina, especialmente cuando surgen de forma brusca y vienen acompañadas de destellos y/o pérdida de visión lateral o periférica. Padecer moscas flotantes no implica sufrir desprendimiento de vítreo o de retina, la incidencia de las mideosopsias es mucho mayor a la de estas patologías.

 
 

 
 

DMAE

Pequeñas manchas que se mueven en el campo visual, especialmente cuando se mira una superficie lisa en una situación de mucha claridad.

DMAE

  • Edad
  • Miopía
  • Personas operadas de cataratas
  • Pacientes intervenidos con láser ocular
  • Padecer inflamaciones en el interior del ojo

DMAE

 
Las moscas volantes en sí no suelen revestir gravedad y la mayoría de los pacientes se habitúan a ellas con cierta facilidad. Asimismo, no existe un tratamiento que no obligue a asumir ciertos riesgos para mejorar el problema. Por ello, la recomendación más frecuente es aprender a convivir con ellas. El oftalmólogo podrá dar algunas pautas que faciliten el proceso:

 

  • Utilizar gafas de sol.
  • Usar gafas o lentes de contacto con nuestra corrección óptica.
  • Evitar ambientes minimalistas.
  • Observar lugares con matices y varios tonos de color.
  • Reducir el brillo de las pantallas.
  • Evitar el exceso de luz en interiores.
  • Mantenerse distraído y no prestar atención excesiva a las manchas.
  • Practicar actividades relajantes.

 

Además, se aconseja esperar cierto tiempo, normalmente unos 6 meses, ya que en muchas ocasiones la sintomatología tiende a mejorar.

No obstante, en algunas personas las mideosopsias pueden llegar a ser extremadamente incómodas y tener un gran impacto en su calidad de vida. Por ello, una valoración personalizada es fundamental y en aquellos casos muy severos, barajar otras opciones no exentas de riesgos y que aunque ofrecen mejoría, no garantizan la completa erradicación de las mismas.

 
 

Vitrectomía

 

En manos expertas, una vitrectomía es un procedimiento quirúrgico bastante seguro, sin embargo no está libre de posibles complicaciones. Por lo que, en el caso de las moscas volantes, el balance riesgo-beneficio hace decantarse por no recurrir a él de forma rutinaria.

 

La vitrectomía permitiría extraer las opacidades bien de forma exclusiva, solo dichas opacidades, o sustraer el vítreo en su totalidad. Ninguna de las dos opciones está exenta de riesgos.

 

La primera, más básica y rápida, puede fomentar que en un breve período de tiempo, se termine de desprender el vítreo y que se acaben generando roturas o desgarros retinianos, hemorragias vítreas o incluso un desprendimiento de retina. La segunda opción es más compleja y por ello con mayor probabilidad de complicaciones.

 

Los efectos adversos más habituales de una operación de este tipo son la aparición de una catarata y la elevación crónica de la presión intraocular.

Por supuesto, la catarata se puede tratar eficazmente después, pero implica pasar de nuevo por quirófano.

 

Asimismo, los problemas de tensión ocular son normalmente tratables de forma sencilla con colirios aunque los casos más severos pueden precisar tratamiento quirúrgico. Los colirios pueden llegar a ser necesarios de por vida para evitar el desarrollo de un glaucoma.

 
 

Vitreolisis YAG

 

Mediante impactos de láser son fragmentadas las opacidades más molestas. Sin embargo, no debe realizarse de forma rutinaria y puede resultar eficaz solo para casos muy específicos, ya que no existe la certeza de poder mejorar la sintomatología ni de que el procedimiento no deje secuelas en la retina a medio y largo plazo, en forma de tracciones vítreo-retinianas.

 

Especialistas

A través del portal del paciente Mi HC también podrá coger cita y descargar resultados e informes.

Tfno.: +34 952 908 628

952908898 Oncología
951829978 Diagnóstico por imagen
951829947 Ginecología
952908897 Fertilidad
951829947 Fisioterapia

 

     

     

    Quiero recibir mails con ofertas y novedades sobre este y otros servicios *

    No

     

    Responsable: HC Hospitales, S.L. Finalidad: Gestionar la solicitud de la cita. Mandarte información vía newsletter, si lo aceptas. Finalidad: Gestionar la solicitud de la cita. Mandarte información vía newsletter, si lo aceptas. Duración: Los datos se eliminan en cuanto se te da la información, salvo que contrates o que nos pidas que te contactemos a futuro. En el newsletter, en cuanto te borras del mismo. Destinatarios: No cedemos tus datos a nadie. Derechos: A acceder, rectificar, y suprimir tus datos, y otros derechos explicados en la información adicional: https://clientes.prodat.es/privacidad/MLG/HCMARBELLA

     

    Atención especializada

    Atención al paciente

    Profesionales HC

    Suscríbase a nuestro newsletter

    Suscribirse