endoscopias_marbella
endoscopias_marbella

Enfermedades del intestinales

enfermedades-intestinales

Intestino delgado
 

Es la porción más larga del tubo digestivo (mide en torno a 6 metros). Se encuentra en el centro del abdomen y ocupa casi toda la cavidad abdominal.
 
En su interior tiene un aspecto aterciopelado debido a las vellosidades intestinales cuya misión es la absorción de nutrientes. Los alimentos recorren el intestino delgado en unas dos horas gracias a los movimientos de su pared (peristaltismo). Una vez realizado el recorrido los restos que no se han podido absorber pasan al intestino grueso.
 
Las partes del intestino delgado son duodeno, yeyuno e íleon:

  • El duodeno es la primera porción y recibe el contenido del estómago. En el duodeno se vierten bilis y jugos pancreáticos que disuelven las grasas de los alimentos y permiten la correcta absorción de nutrientes.
  •  

  • El yeyuno ayuda a continuar la digestión de los alimentos, en este segmento se absorben la mayoría de las grasas.
  •  

  • La función del íleon implica la absorción de vitamina B12, sales biliares y todos los productos de la digestión que no fueron absorbidos en el duodeno y yeyuno.

 

Intestino grueso o Colon
 
Se sitúa rodeando el intestino delgado y termina en el ano. Mide 1. 5 cm de largo y es más ancho que el intestino delgado.
 
Es responsable de la parte final de la digestión.
 
La primera mitad contiene abundantes bacterias que forman el microbiota intestinal, estas bacterias fermentan los residuos que llegan al colon, obteniendo vitaminas y sustancias aprovechables. También a lo largo del intestino grueso se absorbe una gran cantidad de agua de forma que los residuos quedan deshidratados formando las heces.
 
La segunda mitad del intestino grueso acumula las heces para retrasar la necesidad de expulsarlas. Las contracciones del colon hacen avanzar las heces hasta su llegada al recto o parte final del colon con forma de saco. Gracias al ano que se encuentra cerrado, se puede retrasar el momento de defecación hasta que sea conveniente.
 

enfermedades-intestinales
colon irritable

El Colón irritable está caracterizado por un dolor abdominal crónico y recurrente acompañados por cambios en el ritmo intestinal con gases, diarrea o estreñimiento.
 
Puede presentarse a cualquier edad, aunque suele comenzar antes de los 35 años y suele ser mucho más frecuente en mujeres.
 
Factores de riesgo
 
No se asocia a una causa clara. Pero suele ser más frecuente en pacientes que han sufrido otras patologías digestivas (infección bacteriana o parasitarias), intolerancias alimentarias o problemas de salud mental como bulimia, depresión, ansiedad.
 
El estrés, aunque no es el desencadenante de la enfermedad tiende agravar sus síntomas.

Síntomas
 

  • Dolor o distensión abdominal
  • Alteración del ritmo intestinal (diarrea o estreñimiento)
  • Cambio en el aspecto de las deposiciones

 
 

Diagnóstico
 
Tras la realización de la historia clínica completa incluyendo antecedentes personales y familiares su especialista determinará si es necesario la realización de:
 

  • Análisis generales o específicos de sangre, orina o heces
  • Pruebas radiológicas
  • Colonoscopia

colon irritable

Tratamiento
 
El tratamiento está enfocado en aliviar los síntomas asociados a la enfermedad con el fin de que el paciente mejore su calidad de vida.
 
Muchos de los síntomas de la enfermedad se pueden aliviar reduciendo el estrés, cambios en la dieta y manteniendo hábitos de vida saludable.
 
En algunos casos podría ser necesario la descripción de tratamientos farmacológicos para reducir los síntomas cómo inhibidores de espasmos, estimulantes de la motilidad, laxantes, antidiarreicos.
 

diverticulitis

Es la presencia de pequeñas bolsas que crecen hacia afuera en el revestimiento tracto gastrointestinal (divertículos). Generalmente aparecen la parte izquierda del intestino grueso.
 
Afecta mayoritariamente a personas mayores de 40 años.
 
Sólo un 25% de los casos de diverticulitis aguda presenta complicaciones, cómo abscesos, obstrucciones intestinales, fistulas o peritonitis
 
No existe una causa exacta que cause esta patología, pero se ha observado que es más común en personas que tiene una dieta baja en fibra o en personas con antecedentes familiares de diverticulitis.

Síntomas
 
La mayoría de las personas no refieren síntomas, aunque algunas personas pueden presentar;
 

  • dolor o molestia en la parte izquierda del abdomen
  • distensión abdominal
  • Cambios en los hábitos intestinales, sobre todo estreñimiento
  • Náuseas, vómitos
  • Fiebre

 
 

Diagnóstico
 
Al no presentar síntomas suele descubrirse durante la realización de otras pruebas preventivas como la colonoscopia o durante un ataque agudo.
 
Las pruebas diagnósticas más comunes son;
 

  • Enema de bario: examen radiográfico en el que el que es inyectado un líquido en el colon a través del recto y qupermite observar la anatomía del colon.
  • Colonoscopia: en el que se introduce una pequeña cámara a través del recto que permite visualizar el interior del colon.

Tratamiento
 
Cuando es leve, la diverticulitis, suele tratarse con reposo, alimentación a base de dieta líquida y antibióticos.
 
Cuando presenta complicaciones o es recurrente puede ser necesario:

  • la administración de antibióticos por vía intravenosa.
  •  

  • Cuando se presentan abscesos, fístulas o perforaciones de la pared intestinal es necesaria la cirugía para resecar la zona afectada del colon, drenar el absceso y en ocasiones es necesario la colocación de una bolsa de colostomía provisional durante unos meses.

tratamiento diverticulitis

Recomendaciones
  • Mantener una dieta que evite el estreñimiento a base de fibra
  • Evitar alimentos que contengan parte no digeribles, como palomitas, frutos secos, frutas con semilla
  • Hacer ejercicio regularmente favorece el correcto funcionamiento del intestino.
  • Beber mucha agua

poliposis familiar

Los pólipos son prominencias que aparecen en la mucosa que recubre el interior del colon. Generalmente son de pequeño tamaño y en ocasiones se desarrollan masivamente dando lugar a poliposis.
 
La poliposis colónica familiar es una enfermedad hereditaria producida por la alteración de un gen denomino APC que produce una proliferación descontrolada de las células del colon produciendo numerosos pólipos.
 
Los pólipos aparecer a la mitad de la adolescencia y desarrollaran numerosos pólipos entre los 20 y los 30 años. En la mayoría de los casos cuando no se extirpan este tejido se volverá canceroso alrededor de los 40 años.
 
Además, las personas con poliposis adenomatosa familiar están más predispuestos a desarrollar otro tipo de enfermedades cómo otros tipos de cáncer (duodeno, páncreas, tiroides, cerebro e hígado), síndrome de Gardner o síndrome de Turcot.

Factores de riesgo
 
La poliposis familiar es una enfermedad autosómica dominante, afectando a la mitad de los hijos de una persona con la enfermedad.
 
Existe mayor probabilidad de padecer las enfermedades si tienes un padre, hijo, hermano o hermana con este diagnóstico. En este caso será necesario realizar revisiones periódicas con el fin de detectar el crecimiento de estos antes de que se vuelvan cancerosos.

Síntomas
 
Habitualmente debido a su pequeño tamaño no suelen presentar síntomas. Cuando son de un tamaño mayor pueden producirse erosiones en su superficie dando lugar a sangrado en las heces o anemia debido a la pérdida de sangre detectable en un test de heces.
 
Rara vez pueden producir obstrucciones intestinales.
 
 

Diagnóstico
 
La prueba diagnóstica más efectiva para la poliposis en la colonoscopia. A través de una pequeña cámara introducida por el recto podemos visualizarlos detectando pólipos muy planos o de tamaño muy pequeño, y permite extirparlos en el mismo acto.
 
Existen otras técnicas diagnósticas para su detección como:
 

  • Enema Opaco. Radiografía del abdominal tras la administración de un contraste introducido mediante un enema en el colon.
  • Colonoscopia virtual. Tomografía de abdomen (escáner) que mediante su análisis y reconstrucción en el ordenador permite visualizar el colon
  • Análisis genéticos. Mediante un análisis de sangre se puede determinar su el paciente es portador del gen responsable de la poliposis adenomatosa familiar. Los análisis genéticos están recomendados si existen antecedentes familiares o si se manifiesta algunos de los síntomas de dicha patología.

Tratamiento
 
La mayoría de los pólipos se extraen durante la colonoscopia a través de unas pinzas especiales o asas de corte de pequeño tamaño. (Polipectomía Endoscópica.)
 
Si durante la colonoscopia no se puede extraer la totalidad del pólipo será necesaria una cirugía abdominal. Según cada situación cada situación será necesario extirpar parte o la totalidad del colon.
 
 

poliposis tratamiento

Colitis ulcerosa

Es una enfermedad inflamatoria intestinal crónica que cursa en brotes y afecta exclusivamente al colon, siendo la localización más frecuente el recto.
 
Los pacientes con Colitis Ulcerosa tienen un aumento del riesgo de padecer cáncer de colon, de ahí la importancia de realizar un seguimiento endoscópico anual a partir de los diez años del diagnóstico.

Causas
 
La causa es desconocida. Probablemente existan múltiples factores asociados como predisposición genética y factores ambientales alimentarios o infecciosos que generan una respuesta inmunitaria exagerada en el intestino.

Síntomas
 

  • Rectorragia o expulsión de sangre en heces
  • Diarrea
  • Necesidad imperiosa de defecar (urgencia rectal)
  • Dolor abdominal
  • Síntomas extraintestinales: fiebre, pérdida de peso, artritis, inflamación en ojos (epiescleritis) y nódulos dolorosos en piernas (eritema nodoso)

 

Diagnóstico
 

  • Analítica de sangre: anemia y signos de inflamación activa como aumento de leucocitos, PCR y VSG
  •  

  • Analítica de heces: La calprotectina fecal es una proteína procedente de los leucocitos (glóbulos blancos) que aparece en la mucosa intestinal cuando existe inflamación y que puede ser detectada en las heces. Permite valorar la actividad inflamatoria del colon.
  •  

  • Endoscopia digestiva: Sigmoidoscopia (explora recto y parte inferior del colon) y colonoscopia (explora todo el colon)
  •  

  • Biopsia
  •  

  • Los estudios radiológicos (TAC, ecografía, tránsito intestinal) pondrán de manifiesto la extensión de las lesiones y las posibles complicaciones

Diagnóstico colitis ulcerosa

Tratamiento
 
El objetivo del tratamiento es disminuir la inflamación del colon y aliviar los síntomas. Los medicamentos más utilizados son los siguientes:

  • Aminosalicilatos. Contienen Ácido aminosalicílico ( 5-ASA). Son sulfasalazina y mesalazina. Reducen la inflamación del intestino y también se utilizan de mantenimiento para evitar recaídas.
  •  

  • Corticoesteroides. Reducen la inflamación y controlan el sistema inmunológico. Se utilizan para controlar brotes a corto plazo, no está recomendado su uso a largo plazo por sus efectos secundarios.
  •  

  • Inmunosupresores: azatioprina, ciclosporina y 6-mercaptopurina.
  •  

  • Regulan la respuesta inmunológica. Se utilizan en pacientes que no han tenido respuesta a los aminosalicilatos o los que han tenido una respuesta parcial. Son eficaces para mantener la remisión. A este grupo pertenecen azatioprina, ciclosporina y 6-mercaptopurina.
  •  

  • Terapias biológicas: Anticuerpos monoclonales anti-TNF (Factor de Necrosis tumoral). En este grupo se incluye el infliximab. Anticuerpo que se une al TNF (molécula implicada en el proceso inflamatorio) reduciendo la inflamación. Otros fármacos biológicos con adalimumab, golimumab, vedolizumab
  •  

  • Antibióticos: usados cuando ocurren infecciones.
  •  

  • Cirugía: Entre el 25-33% de los pacientes requieren cirugía en algún momento de su vida. La cirugía está indicada para tratar complicaciones como ulceras profundas que ocasionan sangrado severo, perforación de intestino y megacolon tóxico. También está indicada cuando los tratamientos médicos no controlan la enfermedad.

enfermedad de Chron

En una enfermedad inflamatoria intestinal crónica que cursa en brotes y afecta a cualquier tramo del intestino tanto delgado como grueso. La localización más frecuente es íleon terminal (parte final del intestino delgado).
 
Suele presentarse en gente joven entre los 20-30 años la mayoría de los casos, aunque puede manifestarse a cualquier edad.
 
Los pacientes con Enfermedad de Crohn tienen un aumento del riesgo de padecer cáncer de colon, de ahí la importancia de realizar un seguimiento endoscópico anual a partir de los diez años del diagnóstico. El riesgo aumenta cuanto mayor sea la parte de colon afectada y cuando más prolongada sea la duración de la enfermedad.
 

Causas
 
La causa es desconocida. Probablemente existan múltiples factores asociados como predisposición genética y factores ambientales alimentarios o infecciosos que generan una respuesta inmunitaria exagerada en el intestino.

Síntomas
 

  • Diarrea
  • Dolor abdominal “tipo retortijón”
  • Rectorragia o expulsión de sangre en heces
  • Fiebre
  • Náuseas y vómitos
  • Fístulas (comunicación entre asas intestinales o entre intestino y otras vísceras)
  • Obstrucción intestinal
  • Síntomas extraintestinales: piel, articulaciones, ojos, cálculos renales

 

Diagnóstico
 

  • Analítica de sangre: anemia y signos de inflamación activa como aumento de leucocitos, PCR y VSG
  •  

  • Analítica de heces: La calprotectina fecal es una proteína procedente de los leucocitos (glóbulos blancos) que aparece en la mucosa intestinal cuando existe inflamación y que puede ser detectada en las heces. Permite valorar la actividad inflamatoria del colon.
  •  

  • Colonoscopia. Esta prueba permite ver todo el colon y el final del íleon (íleon terminal) usando un tubo delgado, flexible e iluminado con una cámara en el extremo. Durante el procedimiento también se pueden tomar pequeñas muestras de tejido (biopsia) si fuera necesario.
  •  

  • Cápsula endoscópica. Para este análisis, el paciente traga una cápsula que tiene una cámara dentro. La cámara toma fotografías del intestino delgado y se desecha sin dolor a través de las heces.
  •  

  • Los estudios radiológicos (TAC, ecografía, tránsito intestinal) pondrán de manifiesto las posibles complicaciones como abscesos, fístulas o estenosis.

Analisi de heces

Tratamiento
 

  • Corticoesteroides: mejoran los síntomas al disminuir la inflamación del intestino. Se utilizan a corto plazo por sus efectos secundarios.
  •  

  • Aminosalicilatos: sulfasalacina, utilizada tanto en el brote agudo como de mantenimiento.
  •  

  • Inmunosupresores: Aumentan el riesgo de padecer infecciones, por lo que precisan un seguimiento estrecho.
    • 6-mercaptopurina
    • Azatioprina
    • Ciclosporina
    • Metotrexato
  •  

  • Fármacos biológicos: interfieren en la respuesta inflamatoria atacando a las proteínas producidas por el sistema inmune. Se utilizan cuando los medicamentos anteriores no logran un buen control.
    • natalizumab, vedolizumab
    • Inhibidores del Factor de Necrosis Tumoral: Infliximab, Adalimumab, Certolizumab
    • Ustekinumab: interfiere con una interleuquina, una proteína implicada en la inflamación.
  •  

  • Antibióticos: para el tratamiento de fístulas y abscesos
  •  

  • Cirugía: para tratar complicaciones como perforación, megacolon tóxico, abscesos, fístulas, malignización…

Especialistas en Aparato Digestivo

A través del portal del paciente Mi HC también podrá coger cita y descargar resultados e informes.

Tfno.: +34 952 908 628

952908898 Oncología
951829978 Diagnóstico por imagen
951829947 Ginecología
952908897 Fertilidad
951829947 Fisioterapia

 






    ¿Desea recibir información de nuestro centro? *

     

     

    Atención al paciente

    • 900877454 Call Center
    • 952908898 Oncología
    • 951829978 Diagnóstico por imagen
    • 951829947 Ginecología
    • 952908897 Fertilidad
    • 952908131 Farmacia hospitalaria

    Suscríbase a nuestro newsletter

    • En HC Marbella podrá acceder a información de interés y de actualidad para la salud escrita por los diferentes profesionales de nuestras unidades médicas.
    Suscribirse